03-09-2014

Scioli, rodeado por los reclamos sobre el estado de las rutas provinciales

Sobre el gobernador llueven reclamos sobre la situación vial, que se intensificaron luego de que diga que sostuviera que hizo “4.000 kilómetros” de trazados.

Ruta“Las bicisendas son muy lindas, yo soy deportista, pero yo hice 4.000 kilómetros de rutas”, sostuvo el gobernador Daniel Scioli apuntándole a Mauricio Macri, en la búsqueda de polarizar la campaña a presidente para dejar afuera a Sergio Massa, pero logró que los usuarios salgan con todo a atacar al mandatario por la falta de obras en muchos trazados en la Provincia.

Los reclamos de organizaciones y particulares que apuntan a que la administración bonaerense se haga cargo del deficiente estado de las rutas que atraviesan la Provincia vienen escuchándose desde hace tiempo, pero se intensificaron desde que el exmotonauta saliera a vanagloriarse de su gestión vial.

Uno de los últimos casos que tomó resonancia fue la estrategia de la Unión de Usuarios Viales de la provincia de Buenos Aires (UDUV), quienes en Mercedes se le acercaron al Gobernador —mientras inauguraba la sede del Servicio Zonal de Promoción y Protección de Derechos del Niño— y le entregaron en mano una segunda invitación a la audiencia pública. La primera, sostuvieron, tuvo como respuesta que sería remitida al ministro de Infraestructura, Alejandro Arlía, pero nunca obtuvieron una respuesta.

uduv scioli

Miembros de la UDUV le acercan a Scioli el pedido de audiencia.

Esta situación despertó la furia de Scioli, quien en comunicación con su secretario le ordenó: «Le decís a Arlía que atienda a estos muchachos que me están diciendo que no los quiere atender”. El reclamo de los usuarios tiene que ver con el pedido para que se genere un encuentro, “en un marco de respeto y cordialidad”, con el objetivo de “encontrar soluciones a corto y largo plazo” a la situación de las rutas en la Provincia.

También hubo quejas por el estado de la Ruta 88, esta vez por parte del diputado provincial socialista, Alfredo Lazzeretti, quien también apuntó contra el mandatario y su ministro de Infraestructura por la situación del trazado que une Mar del Plata con Necochea: “la inversión prevista no es suficiente y no resuelve el problema de los siniestros viales que son consecuencia del deficiente diseño de la traza. El Ministro ha manifestado montos de inversión que no se condicen con la realidad y que no responden a las verdaderas necesidades de la población”, sostuvo.

“En el tramo de la ruta 88 que va desde Avenida Circunvalación hasta el límite del partido de General Alvarado la provincia estima gastar para un tramo de 44 kilómetros una suma aproximada de 2 millones de pesos que a la luz de las necesidades de mejoras, ampliaciones y ensanchamiento son totalmente insuficientes. Los vecinos de Necochea y la zona con la escasa inversión prevista continuarán condenados a circular por una ruta que a pesar de constituir una vía de comunicación de alto transito turístico y comercial no responde a normas mínimas de seguridad”, puntualizó el legislador.

En esa línea, quien también puso el foco sobre la gestión gubernamental en relación a las rutas fue Sergio Buil, el intendente de Rivadavia del FAP, quien reconoció que “las rutas están complicadas, y el mismo día que hizo su discurso hubo dos accidentes de tránsito en la ruta 70 con heridos y un menor fallecido por no estar marcada la ruta”.

“Me pareció una broma lo que dijo porque el estado de las rutas es desastroso”, agregó Buil, quien puntualizó que “esta realidad la vemos todos los días, como la ruta 65 el tramo de Junín a Bolívar, la 41 que viene de Rosario, la ruta 80 por la zona de Azul, la 51 con un mal estado desde hace años entre otras”.

También la diputada nacional del PRO, Gladys González, reaccionó contra las declaraciones de Scioli, a las que tildó como una “lisa y llana tomada de pelo, o bien un exabrupto producto del desconocimiento absoluto del estado de sus caminos”. En ese sentido, indicó que en las rutas bonaerenses se registraron “2457 muertos en accidentes de tránsito en 2013, un promedio de 7 muertes por día y un territorio en el que ocurren el 60% de los accidentes del país”.

Estos últimos reclamos se unen a las quejas de muchos usuarios que sostienen que la inacción oficial hace imposible el tránsito por las rutas bonaerenses, por la falta de seguridad que generan los trazados prácticamente destruidos. En esa línea, también reclaman a la Provincia el apoyo necesario para que, por ejemplo, las rutas 3 y 5 sean transformadas en autovías.