29-03-2014

Los docentes levantaron el paro y el lunes comienzan las clases

«El lunes vamos a poder llevar a nuestros hijos a las escuelas», confirmó el dirigente de SUTEBA, Roberto Baradel, tras 17 jornadas de huelga en la Provincia.

clases

Después de 17 días de paro, los docentes llegaron a un acuerdo con el gobierno provincial y confirmaron que levantarán las medidas de fuerzas para que el lunes comiencen las clases, tras conseguir un aumento para todos los niveles y garantizar que no les descontarán días de paro.

En una conferencia de prensa, el secretario general de SUTEBA, Roberto Baradel, anunció que “el reclamo salarial abarca a todos los sectores, por encima del 30 por ciento, con un incremento mayor para los que se inician, y el no descuento de un solo día de paro”.

Además, aseguró que existe “el compromiso, propuesto por los trabajadores, de sentarnos el lunes con las autoridades educativas para establecer estrategias que permitan recuperar contenidos perdidos por la huelga”.

Baradel sostuvo que “este conflicto se entendió por la intransigencia que habían tenido las autoridades provinciales”, y añadió que “ojalá que este sea un punto de quiebre. Habrá un antes y después de esta negociación”.

En esa línea, el dirigente gremial cargó duro contra la dirigencia bonaerense y les respondió diciendo que “no éramos intransigentes. Nos dijeron barbaridades, que teníamos de rehenes a los chicos. Para los maestros esto fue una vergüenza, una angustia y una injusticia, ya que nunca vieron a un funcionario en las escuelas, como ellos”.

“Le decimos a los legisladores y a los jueces que intervinieron en este conflicto, con todo respeto, que revisen la legislación: la educación no puede ser un servicio publico esencial”, indicó el sindicalista, y expresó que “sería bueno que los legisladores no vayan a los programas de chimentos y que elaboren leyes que garanticen los recursos necesarios para la educación en la provincia de Buenos Aires”.

Baradel pidió “que se dé fuerza de ley al tribunal imparcial, como dice la Constitución. Si aceptábamos la conciliación o el fallo, no hubiéramos conseguido nada”.

Para explicar la propuesta aceptada por los gremios, el dirigente de SUTEBA reconoció que además de la suba salarial, se garantizó “un fondo para la reparación de las escuelas y que se atienda la situación de los comedores escolares, que es una vergüenza. Para eso se alcanzó un convenio con el Mercado Central y los mercados regionales para garantizar la comida a los chicos. Además, tienen que garantizar el transporte escolar”.

Por otro lado, además de confirmar que se equipararán “las asignaciones familiares para que las cobren todos los docentes”, Baradel señaló que la semana que viene mantendrán un encuentro con las autoridades de IOMA y del Ejecutivo, “para analizar la situación de la obra social y dar una estrategia de funcionamiento: no nos deben cobrar una suma por arriba del bono, porque para eso estamos aportando a la obra”.

Finalmente, el gremialista expresó que “la escuela no es parte de la farándula, es parte de la democracia y la mejor herramienta que hay para construir ciudadanía”.