27-07-2022

Impulsan en Provincia ley para desterrar el “Ah, pero Macri”

El possismo propone una norma que destierra la excusa de la “herencia recibida” para culpar al gobierno anterior. El proyecto tomó estado parlamentario en la Legislatura. Lo presentó el diputado de Espacio Abierto Walter Carusso.

“Ah, pero Macri”, “Ah, pero María Eugenia”. Dos sentencias instaladas en el inconsciente colectivo, excusas que ensaya la dirigencia que asumió el poder del país y de la Provincia en diciembre de 2019, para trasladar la culpa de todos los males a la gestión anterior de Juntos por el Cambio que, no está de más decirlo, aprovecha ese escenario para victimizarse y contraatacar sobre el kirchnerismo gobernante, por la supuesta ausencia de un plan capaz de torcer el rumbo de la profunda crisis estructural que enfrenta la Argentina.

Bajo ese techo, el bloque de diputados provinciales “Espacio Abierto Juntos”, que responde al intendente de San Isidro, Gustavo Posse, presentó en la Legislatura bonaerense un insólito proyecto de Ley para crear una comisión que, ante un cambio de gobierno, elabore un informe de situación de las cuentas provinciales para que sea público y “para que los Gobernadores se hagan cargo de su gestión y no tengan como excusa la herencia recibida”.

“Una vez finalizado el informe, el nuevo Gobernador va a tener 90 días para evaluarlo y, si no cumple con las expectativas, podrá ejercer su derecho a renunciar. Pero, si decide continuar en su cargo, su energía va a tener que estar cien por ciento puesta en gestionar y resolver los problemas de la Provincia y no en excusarse en el pasado”, explicó Walter Carusso, autor de la propuesta.

El diputado nacional de Juntos, Martín Tetaz, se presentó en un debate televisivo con la irónica remera.

“La Provincia necesita gestión, no excusas. Por ese motivo el proyecto de ley especifica que, una vez que haya sido acordado el informe tanto por el gobierno entrante como por el saliente, no se podrán hacer manifestaciones públicas de la gestión anterior para excusarse de los problemas que surjan a partir de sus decisiones”, detalló el legislador oriundo de San Martín.

“Uno de los grandes problemas de nuestra Provincia y del país es esa zona oscura que se da en la transición de un cambio de gobierno. Nunca se termina de saber cuál es la radiografía exacta con la que se encuentra el nuevo gobierno y eso ha servido históricamente de excusa ante nuevos fracasos. Hay que terminar con esa metodología y cada gobierno debe hacerse cargo de su gestión”, subrayó Carusso.

“La comisión va a estar conformada por ministros del gobierno saliente y 4 representantes del equipo del gobernador entrante. El objetivo es que tengan la obligación de poner sobre la mesa los datos reales de la Provincia y que el nuevo gobernador se dedique a gestionar y no a excusarse en la herencia recibida”, sentenció.

El autor de la iniciativa contra la «herencia recibida», Walter Carusso.

Los integrantes de la comisión que representarán al gobierno saliente serán los ministros de Economía y Hacienda; Obras y Servicios Públicos; Seguridad y de Gobierno. En tanto el gobernador electo designará a sus cuatro representantes. Además, estará representado el Poder Legislativo a través del presidente de la Cámara de Diputados y un senador o senadora.

“La comisión va a tener como fecha límite para la elaboración del informe hasta el 31 de diciembre y será refrendado por el Escribano General de Gobierno y por el gobernador saliente y el entrante. Se evaluarán las cuentas provinciales, la deuda económica y financiera recibida y un inventario del estado de situación en que se encuentra la Provincia, entre otros datos relevantes”, concluyó Carusso.