22-09-2016

Posse en jaque por un supuesto desvío millonario de fondos

El intendente de San Isidro es investigado por el modo en que se ejecutó el Plan Federal de Viviendas. Lo acusan de recibir dinero para construir 250 unidades y de completar solo 42.

posseUna investigación por un supuesto fraude millonario en la construcción de obra pública, tiene al intendente de San Isidro, Gustavo Posse, en la mira de la Justicia, quien puso la lupa sobre el Plan Federal de Viviendas.

Se trata de una causa que lleva adelante el fiscal Jorge Di Lello, quien ya estuvo haciendo pericias en el barrio Martín y Omar en busca de obras faltantes. “Hicimos una inspección ocular a fin de determinar en el territorio los faltantes que hubiera. Después de eso esperamos tomar algunas testimoniales y estaremos en condiciones de hacer los pedidos correspondientes”, sostuvo.

La causa es impulsada por la concejal del Frente Renovador, Marcela Durrieu, quien explicó que la comuna “recibió el dinero para realizar 250 casas y sólo construyó 42”.

“En el último certificado de avance de obra emitido por la empresa Inelco SA informan que el avance de la obra es del 99,44%. Sin embargo, de las 250 viviendas licitadas sólo hay construidas 43 y en muchos casos ni siquiera cumplen con los estándares mínimos de calidad para viviendas de interés social”, sostuvo la edil.

En esa línea, Durrieu aseguró que “la Municipalidad informó ante reiteradas solicitudes de informe, que en lugar de dichas viviendas ha ejecutado otras obras, sin explicar jamás cuáles son y en qué consisten esas obras”, y consideró “insólita esa respuesta, pues si el municipio licitó por una obra, debe responder por eso, en vez de darles a esos fondos un destino incierto”.