15-10-2016

La hermana de los Mellizos quiere ser defensora ciudadana de La Plata

La ingeniera agrónoma Carolina Barros Schelotto pretende suceder a Monserrat Lapalma. Dijo que «son muchísimos los reclamos de la gente».

Carolina Barros Schelotto, la hermana de los Mellizos quiere quedarse con la Defensoría Ciudadana de La Plata.

Carolina Barros Schelotto, la hermana de los Mellizos quiere quedarse con la Defensoría Ciudadana de La Plata.

La ingeniera agrónoma Carolina Barros Schelotto, hermana mayor de los Mellizos que hoy ocupan la dirección técnica de Boca, reapareció en el ruedo político platense y esta vez se subió a la pelea por la Defensoría Ciudadana, el cargo que ocupa Monserrat Lapalma y que 72 dirigentes de la Ciudad disputan.

Carolina destacó que su objetivo será «luchar para una mejor calidad de vida de los ciudadanos» fundamentalmente en las áreas de medio ambiente, derechos humanos y servicios públicos.

«Hace muchos años que trabajo en la actividad política, y si bien primero comencé vinculada a temas ambientales por mi profesión, observo que también hay otros muchísimos reclamos de la gente sobre todo en materia de medio ambiente, derechos humanos, y servicios públicos», dijo.

La función del Defensor es la de supervisar la actividad administrativa del Departamento Ejecutivo Municipal y los entes descentralizados, cualquiera sea su tipicidad jurídica o actividad principal, y los juzgados de Faltas.

Además deberá recibir quejas y denuncias con respecto a problemas relacionados con el medio ambiente, la violación de los derechos humanos, fiscalizar a los concesionarios o prestatarios de obras o servicios públicos y de los concesionarios o permisionarios de uso de bienes de dominio municipal.

La nómina de ciudadanos que se presentaron – todos cumpliendo los mismos requisitos necesarios para el cargo- incluye a médicos, comunicadores, abogados y dirigentes platenses enrolados en distintas instituciones.

Carolina Barros Schelotto fue candidata a concejal en el 2005 por el macrismo, y al cierre de la lista de postulantes, su nombre figuró entre quienes aspiran a la conducción del organismo, junto a ex legisladores o ex funcionarios del gobierno municipal.

El cargo de Defensor Ciudadano es ejercido actualmente, y por segundo período consecutivo por María Monserrat Lapalma y, según establece la ordenanza que lo crea, no puede presentarse a otra reelección.

Ahora la comisión de Enlace del Concejo Deliberante deberá analizar las condiciones de cada uno de los aspirantes y tras los acuerdos que surjan depurará la lista para llevarla al recinto.

«Estuve trabajando en la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires, en temas ambientales, sobre todo con la problemática de los agroquímicos, que tanto afectan a los productores del cinturón verde platense», afirmó.

«Creo que el derecho a la vivienda digna, es importante, y también es imprescindible velar por los derechos de los ciudadanos de La Plata, y Gran La Plata sobre todo en temas esenciales como los servicios públicos y el transporte», aseveró.

«Soy una ciudadana que cree que se puede construir a través de las propuestas; hace muchos años que trabajo en política viendo realidades, y observo que hay una gran cantidad de derechos vulnerados de los ciudadanos. Eso es lo que me llevó a postularme», comentó.

Barros Schelotto dijo que tiene «una gran cantidad de temas para proponer y la idea es fiscalizar todo lo vinculado a los servicios, fundamentalmente los de electricidad, agua y recolección de residuos».

«También el servicio público de pasajeros preocupa al ciudadano platense, ya que la escasa frecuencia de los micros es cada vez mayor, y es necesario resolver esta falencia», concluyó.