05-06-2018

Diputados kirchneristas buscan frenar el avance de Farmacity

La iniciativa de la legisladora bonaerense Fernanda Raverta apunta a modificar la ley de Farmacias. Y de esa forma cerrar el paso a las grandes cadenas.

Fernanda Raverta y ley de farmacias

La autora de la iniciativa, Fernanda Raverta, junto a los diputados nacionales Teresa García, Agustín Rossi, Cristina Álvarez Rodríguez y Fernando Espinoza, además del secretario de Salud de La Matanza, Alejandro Collia.

Un proyecto diseñado a la medida de bloquear el avance de la cadena Farmacity en el país, que dispone que las farmacias sólo podrán ser abiertas por farmacéuticos o por sociedades donde un profesional ejerza la dirección técnica y la gerencia de la firma, tomó estado parlamentario en la Cámara de Diputados de la Nación.

La iniciativa presentada por la diputada nacional kirchnerista Fernanda Raverta (FpV-PJ), con el respaldo de su bloque, apunta a modificar la actual ley de farmacias, que en los años ’90 fue alterada por el decreto desregulador del por entonces ministro de Economía, Domingo Cavallo, y que permitió el desembarco de las grandes cadenas en el escenario nacional, con lo que pretende establecer un standart similar al que regula la actividad en la provincia de Buenos Aires que, hasta el momento, le cierra el paso a Farmacity.

La iniciativa dispone que las farmacias sólo podrán ser abiertas por farmacéuticos o por sociedades de responsabilidad limitada donde un profesional sostenga la dirección técnica y la gerencia de la firma, precisaron desde el bloque del Frante para la Victoria- PJ.

Asimismo, destacaron que el proyecto busca “ponerle un freno al modelo ‘farmashopping’ promovido por empresas como Farmacity, que pretende convertir lo que es un centro de salud en un local comercial multiproducto que compite de manera desleal con las farmacias de barrio comandadas por profesionales”.

La iniciativa impulsada por Raverta modifica la ley 17.565 y busca recuperar el espíritu del artículo 14 de la norma original, que fue derogado por el decreto de desregulación económica del ex ministro Cavallo, durante la presidencia de Carlos Menem.

Esto es, que las farmacias son una extensión de la red sanitaria, y que el farmacéutico es un agente de salud. Así, se busca asegurar la preeminencia del derecho a la salud por sobre cualquier ánimo de especulación y lucro, concluye el comunicado del bloque de diputados del FpV-PJ. InfoGEI