03-02-2016

Batalla campal: la Provincia ya sancionó a 15 protagonistas

La APREVIDE penó a dos jugadores de Estudiantes y diez de Gimnasia. No podrán asistir por dos fechas a espectáculos futbolísticos organizados por AFA. El Defensor del Pueblo condena los episodios de violencia.

Estudiantes vs. Gimnasia

La batalla campal del clásico platense, ya tiene 15 sancionados por la Agencia de Prevención de la Violencia en el Deporte.

La Agencia de Prevención de la Violencia en el Deporte (APREVIDE) resolvió prohibir por dos fechas la concurrencia a espectáculos futbolísticos organizados por la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), a quince protagonistas de los disturbios ocurridos el domingo pasado durante el partido Estudiantes – Gimnasia disputado en Mar del Plata, entre los cuales hay doce jugadores.

Además, el organismo provincial dispuso que el Lobo platense juegue sin público sus próximos dos partidos de local del campeonato de la AFA porque sus hinchas exhibieron banderas de su tradicional rival en el clásico realizado en el estadio José María Minella.

Ambas medidas fueron adoptadas a raíz de los “gravísimos hechos que infringieron la normativa vigente en materia de seguridad deportiva de la Provincia”.

La primera sanción, que se aplicará sólo en la provincia de Buenos Aires, alcanza a los futbolistas de Estudiantes  Mariano Andújar y Álvaro Pereira; y a los de Gimnasia, Roberto Brum, Álvaro Fernández, Fabián Rinaudo, Antonio Medina, Federico Rasic, Maximiano Coronel, Javier Mendoza, Matías García, Maximiliano Meza y Nicolás Mazzola.

Los otros tres sancionados son el preparador físico Martín Solé (Estudiantes), el ayudante de campo Víctor Bernay (Gimnasia) y Jorge Menno (empleado de seguridad del club Estudiantes).

La segunda medida que dispuso la APREVIDE, que afecta exclusivamente a socios y no socios de Gimnasia, por la exhibición de tres banderas de Estudiantes durante el clásico jugado en Mar del Plata, establece que los simpatizantes del Lobo no podrán asistir a los próximos dos partidos que el equipo dispute de local.

A todo esto, el secretario general a cargo de la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires, Marcelo Honores, expresó su preocupación por la escalada de violencia en los partidos de fútbol disputados en el marco de los tradicionales torneos de verano.

“No debemos naturalizar los hechos de violencia dentro o fuera del campo de juego, recordando que todos tenemos derecho a gozar de una vida sin violencia, en una sociedad pacífica y tolerante”, señaló Honores.

“Las imágenes reproducidas por la transmisión del partido no ayudan en nada a revertir los índices de violencia en nuestra sociedad”, subrayó Honores, quien además solicitó mayor responsabilidad a los protagonistas del juego, quienes tienen una innegable influencia en la sociedad y una gran exposición mediática. “La espectacularización de hechos violentos, con su tácita permisividad, y la actitud desafiante de los protagonistas reproduce y promueve la idea de que el contrincante es un enemigo”, sostuvo.

La violencia en el partido entre los dos clubes platenses fue el corolario de un verano con más episodios violentos, desatados durante los distintos partidos disputados principalmente en Mar del Plata, concluyó el comunicado de la Defensoría.